Obras Misionales Pontificias

Marruecos, DOMUND 2013

 
omp2013Por primera vez me dirijo a VOSOTR@S. Nombrado para acompañar a las OBRAS MISIONALES PONTIFICIAS (OMP) en Marruecos, agradezco primeramente al Señor de la vida por su mirada amorosa puesta en mi persona. Confío ser fiel y creativo en el camino de la Obra Misionera de la Iglesia de Marruecos en sus dos realidades de Rabat y Tánger. Agradezco la vida y la dedicación del  Padre André Joguet a la OMP durante 15 años de su servicio y a todos vosotr@s por ser misioneros y por ayudar a crecer a las iglesias jóvenes en todo el mundo.
 
La Congregación para la Evangelización de los Pueblos nos solicita, lo siguiente: “Para que el mes de octubre brinde a los cristianos la ocasión de dar una dimensión universal a su cooperación misionera, y para aumentar el espíritu misional en el pueblo cristiano, foméntense las oraciones y los sacrificios diarios, de suerte que la celebración anual de la Jornada Mundial de las Misiones venga a ser exponente espontáneo de ese espíritu”(Estatuto OMP, art. 8).
 
A modo orientativo, y para canalizar las acciones propias de la cooperación misionera, se nos propone de potenciar las sendas  de la vida cristiana proyectada hacia la misión: la oración, el sacrificio, la cooperación económica (limosna) y la vocación misionera.
La Jornada del  DOMUND correspondiente lleva el lema:
“Fe + Caridad = Misión”
Fe + Caridad. No es legítimo separar, y menos, oponer, fe y caridad, dos virtudes teologales íntimamente unidas. Contemplación y acción están llamadas a coexistir e integrarse. La acogida salvífica de Dios, su gracia, su perdón por la fe orienta y promueve las obras de la caridad.
= Misión. La mayor obra de caridad, que nace de la fe, es la MISIÓN. El anuncio del Evangelio se convierte en una intervención de ayuda al prójimo, justicia para los más pobres, posibilidad de instrucción y asistencia médica, entre otras implicaciones sociales.
El DOMUND de este año, domingo 20 de octubre, coincide prácticamente con la clausura del Año de la Fe. La Jornada tiene una dimensión universal, que desborda cualquier tentación de las comunidades cristianas de cerrarse en sí mismas por la preocupación de dar respuesta a sus propios problemas.
La Jornada Mundial: es católica, de toda la Iglesia y para toda la Iglesia. No hay ámbitos misioneros propios, sino que compete a la Iglesia la solicitud por todas las Iglesias. De ahí la invitación que nos hace el Santo Padre “a sostener, con visión de futuro y discernimiento atento, la llamada misionera ad gentes, y a ayudar a las Iglesias que necesitan sacerdotes, religiosos y religiosas y laicos para fortalecer la comunidad cristiana”(Mensaje DOMUND 2013, 5). Este servicio se hace realidad en los 126 países donde están presentes las Obras Misionales Pontificias, a cuyos directores nacionales ha pedido el Papa“continuar vuestro compromiso para que las Iglesias locales asuman cada vez más generosamente su parte de responsabilidad en la misión universal de la Iglesia” (Roma, 17-5-2013).
Hermanas y Hermanos, Amigos de la Iglesia Misionera de nuestra Archidiócesis de Tánger os invito a ORAR este mes de misiones (OCTUBRE) más intensamente al Señor de la mies por nuevos obreros de su viña. Que bello saber que en nuestra Iglesia del Norte siempre hay nuevos misioneros que el Señor nos regala. Este año llegaron: hno. Jean Baptiste, franciscano, párroco de la Asunción de Tánger, hna. Leida y Pilar, Franciscanas Misioneras de la Inmaculada Concepción de Tánger, tres hnos franciscanos de Larache: Sóstenes, Zenon y Bronek, P. Esteban de la Compañía de Jesús, responsable del Centro Baraka en Nador, hna. Eladia, Hija de la Caridad de Ksar El Kbir, Hna, María Jesús, Hija de la Caridad de Dar Driouch.
    Hagamos sacrificios como nos pide el Señor Jesús, ayudándonos los unos a los otros.
Os pido que la colecta del domingo 20 de octubre de 2013 sea enteramente entregada a las Obras Misionales Pontificias. Es obvio, que donde no hay parroquias, hagamos nuestro donativo a las Misiones de la Iglesia Universal.
“El que da – recibe y al generoso se lo premiará sin medida”
Podéis enviar la colecta o su donativo de la siguiente manera:
1.      Entregando directamente al hno. Simeón en Tánger o cuando realice la visita en vuestro lugar.
2.      Por medio de la cuenta bancaria al nombre:
            OEUVRES PONTIFICALES
BANCO: B.M.C.I. Agence Tanger, Place du Koweit
Nº de cuenta: 013 640 01042 201464 001 87 92
SWIFT: BMCIMAMCXXX
indicando que es DONATIVO y quién lo envía.
3.      Enviando el cheque con el  nombre:  OEUVRES PONTIFICALES
a la dirección nacional de la OMP:
      Hno. Simeón, OMP, 55 Rue Sidi Bouabid, BP 2116, TANGER
 
Gracias de corazón. Con lo que Dios nos da tenemos que florecer…
Simeón Stachera ofm
Director Nacional de Obras Misionales Pontificias en Marruecos